El papel de la política y la estrategia digital en la configuración del futuro de los sistemas penitenciarios

Artículo

Simon Bonk

¿Cómo puede la tecnología impulsar el cambio en el ámbito penitenciario y apoyar mejor la evolución continua de las políticas?

Debemos incorporar las tendencias desde una perspectiva tecnológica e identificar las implicaciones que las posibles innovaciones podrían tener en la configuración del futuro de los centros penitenciarios. Para ello, debemos iniciar un diálogo sobre la importancia de cómo la política y la estrategia digital configurarán el futuro panorama penitenciario. Desde el punto de vista tecnológico, corren tiempos apasionantes. A medida que evolucionen las experiencias digitales de los ciudadanos en el sector privado, también lo harán sus expectativas respecto a los servicios públicos.

La tecnología digital ofrece la oportunidad de cambiar radicalmente la forma en que las TI pueden apoyar a las instituciones penitenciarias. Las nuevas soluciones permiten replantearse la forma de prestar los servicios penitenciarios. Y al promover la noción de normalidad para los reclusos, la tecnología puede facilitar su contribución a la sociedad tras su puesta en libertad.

Hoy en día hay muchas iniciativas puntuales que marcan la diferencia. Sin embargo, ¿estamos maximizando la propuesta de valor? ¿Podemos impulsar aún más el rendimiento de la inversión si adoptamos un enfoque más estratégico para modernizar nuestro sector?

Una nueva mentalidad impulsando el sector

El mundo penitenciario está a punto de experimentar un cambio significativo. La pandemia COVID-19 ha servido de banco de pruebas. Tenemos que aprovechar el impulso que nos ha dado y no volver a la mentalidad anterior al COVID.

En todo el mundo, estamos adoptando una visión de los centros penitenciarios basada en la educación y en la adquisición de habilidades para la vida que garanticen el éxito en el retorno a nuestras comunidades. Al mismo tiempo, los avances tecnológicos y los enfoques de los datos están introduciendo cambios significativos en todos los aspectos de la vida y proporcionan una plataforma sobre la que podemos construir.

Las tecnologías de la información desempeñan ahora un papel estratégico en las empresas. Ya no se trata de ver cómo las TI pueden reducir costes replicando y racionalizando los sistemas existentes, sino de utilizar las TI como palanca estratégica para impulsar el negocio en nuevas direcciones. Telio es el socio de confianza que puede ayudar a impulsar esta agenda.

Hay dos factores que impulsan el uso de la tecnología en el contexto penitenciario. El primero son los avances de la propia tecnología. Las aplicaciones prácticas de la tecnología son amplias y proporcionarán capacidades a largo plazo a todos los rincones de las instituciones penitenciarias. El papel de la tecnología es casi ilimitado y abre un mundo de oportunidades.

Al mismo tiempo, debemos ser conscientes de los riesgos de la tecnología y trabajar para mitigarlos con una aplicación meditada. Tenemos que ser conscientes de la parcialidad, el aislamiento, el respeto de las garantías procesales y la garantía de juicios justos, así como garantizar el sentido de la libertad. La tecnología, con todas sus ventajas, no puede considerarse de forma aislada, sino como una herramienta de modernización responsable.

El segundo factor son las amplias tendencias políticas que impulsan el futuro de los centros penitenciarios y el papel de la tecnología en ellos. Nuestro único objetivo debe ser la reinserción efectiva de los delincuentes y el aumento significativo de los beneficios sociales.

Es en este contexto en el que empezamos a explorar el ámbito de la tecnología como motor del cambio.

La política, en su definición más amplia (es decir, la legislación, la reglamentación y las normas empresariales) es el principal mecanismo con el que impulsar el cambio. Es la oportunidad de negocio. Los cambios en la política permiten los cambios necesarios para abordar las necesidades de los delincuentes y de la sociedad en general.

Explorando los enfoques estratégicos de la tecnología

Es necesario revisar globalmente el enfoque de las TI en el ámbito penitenciario.

Las nuevas tecnologías permitirán responder a las necesidades de una población en constante evolución. Una vez más, el concepto de normalidad es el motor clave que sustenta nuestro esfuerzo de cara al futuro.

Se requiere un diálogo ampliado para explorar cómo la TI puede actuar como socio en la innovación y para desarrollar los modelos de negocio digitales de nueva generación y las capacidades que necesitaremos.

La exclusión o limitación de la tecnología de cara al futuro repercutirá negativamente en la eficiencia y eficacia de los centros penitenciarios e inhibirá la participación activa en la sociedad, tanto antes como después de la puesta en libertad del recluso. Se socavará la posible contribución positiva a una comunidad mejor.

Lo que está en juego es la seguridad pública y la capacidad de hacer frente al cambiante panorama penitenciario y a las nuevas exigencias y retos a los que se enfrenta.

Debemos plantearnos una visión del cambio con el objetivo de:

• Inspirar a la organización para que piense en cómo llevará a cabo sus actividades en el futuro;
• Proporcionar orientación empresarial para el desarrollo de nuevas estrategias tecnológicas y planes de inversión.

En Telio, nos gustaría comenzar a explorar la tecnología digital y su papel en la creación de las capacidades penitenciarias del futuro. Pretendemos iniciar un diálogo sobre la importancia de la política y la estrategia digital en la configuración del futuro panorama penitenciario.

Ha llegado el momento de que el sector penitenciario mire hacia el futuro y emprenda un nuevo rumbo. Una dirección que adopte las tecnologías y soluciones digitales y las ventajas que ofrecen.
Es hora de crear un enfoque estratégico del cambio que haga avanzar al sector penitenciario.

Simon Bonk es director de Investigación y director de Desarrollo de Nuevo Negocio en Telio. Crea e implanta enfoques estratégicos en nuevos mercados y construye relaciones con jurisdicciones, investigadores y otras partes interesadas para avanzar en liderazgo intelectual en el ámbito penitenciario. Actualmente es miembro del Consejo del CTA y presidente del Grupo IT ICPA. Bonk es el antiguo CIO del Servicio Penitenciario de Canadá.

Publicidad

Gustar/ Compartir:
More stories
Inteligencia penitenciaria: prevención y lucha contra el extremismo y el crimen organizado