Prison design trends

Transferencia de las Tendencias en Diseño de Prisiones

Las tendencias influyen prácticamente en todos los aspectos de la vida diaria, afectando lo que comemos, usamos, escuchamos, compramos, creemos y confiamos. Establecer una tendencia implica que los beneficios que surgen de un ejemplo universalmente reconocido serán transferibles y utilizados para informar e influir en otras soluciones para problemas similares. En cierto modo, el ejemplo se convierte en un punto de referencia de la práctica ejemplar y se utiliza como punto de referencia para la comparación con otras soluciones potenciales.

Para que un ejemplo se convierta en una tendencia, se requiere repetición. El servicio correccional se basa en la repetición a través de la capacitación, las políticas y los procedimientos. Pero éstas no son tendencias; Son normas, reglamentos y, en algunos casos, leyes. En el área del diseño penitenciario, una tendencia es una idea, generalmente basada en una solución operativa que se refleja en una dimensión física o espacial. El resultado transforma la respuesta humana. Un ejemplo sería la supervisión directa o la seguridad dinámica, que no sólo cambió la supervisión de las unidades de vivienda, sino que introdujo un cambio significativo en la configuración, el equipamiento y el equipamiento de los alojamientos de los prisioneros. Un resultado universal ha sido un cambio en el comportamiento del personal y de los presos.

Una tendencia mundial en el diseño de las prisiones ha sido la evaluación de todos los medios posibles para reducir con seguridad los costes de la construcción. Algunas soluciones han sido innovadoras, como la fabricación de pares de celdas  que se levantan rápidamente reduciendo así el tiempo y los costes.

Los senderos de la prisión de Halden

Otra  solución es el  diseño sostenible, reduciendo los costes de construcción y operación a través del uso de materiales normales y sistemas de energía renovable. 

La comunidad del diseño correccional está continuamente en busca de formas innovadoras para que el proceso de privación de libertad sea lo más humano posible y transformar el pensamiento en todo el mundo. Halden en Noruega y Las Colinas en California han demostrado los beneficios del tratamiento asociados con el diseño normativo, con un millón de dólares por cama en Halden y 200.000 dólares por cama en Las Colinas, aunque pocas jurisdicciones pueden permitirse este nivel de inversión. Sin embargo, la tendencia transferible es la importancia de la normalización en la elección de estos métodos de construcción, de los materiales, y, especialmente ,el paisajismo, el uso del color y de la luz natural.

El número de camas que actualmente se encuentran en etapa de planificación o diseño en economías desarrolladas supera las 100.000. La necesidad en las economías emergentes es de tres a cuatro veces esta cantidad. Una pregunta justa es ¿cuál será la base del diseño para este número masivo de camas y las tendencias en gran parte occidentales se traducen lo suficientemente bien para iniciar una tendencia hacia la normalización en las operaciones y el diseño?

Los espacios de reunión al aire libre para los internos de Las Colinas

Un caso de estudio para lograr los elementos de un ambiente normalizado es el nuevo prototipo que en Costa Rica ha sido financiado a través de un préstamo del Banco Interamericano de Desarrollo. El BID promovió el compromiso con las Reglas de Mandela que enfatizan la importancia de la dignidad humana en los procedimientos y el diseño. Se desarrollaron siete prototipos de planes que iban de 200 a 540 lugares después de una extensa evaluación de los programas y servicios que eran apropiados para los prisioneros de las respectivas regiones de Costa Rica.

Aunque el presupuesto de construcción fue inferior a un tercio del presupuesto de Las Colinas mencionado anteriormente, muchos de los elementos de un entorno normalizado están presentes en el primer prototipo recientemente terminado. Las unidades de vida son pequeñas con gran presencia de luz natural y materiales y colores vivos; Todos los programas y servicios están centralizados para promover la socialización; Y los patios exteriores son ajardinados  y acondicionados por reclusos con materiales vegetales del propio entorno.

La arquitectura penitenciaria seguirá dependiendo de los ejemplos inspiradores de instalaciones innovadoras como Halden y Las Colinas para «elevar el listón» a la hora de considerar el diseño y para animar a los administradores de prisiones a preveer diferentes enfoques en el cuidado y custodia de los reclusos. Como siempre, la innovación en arquitectura comienza primero con un buen cliente y la segunda con una filosofía operativa sólida que se hace más efectiva aún gracias a los usos creativos de espacios y materiales

Con los cientos de miles de camas necesarias en las economías emergentes, sería conveniente examinar el modo en que el concepto simple de normalización en el tratamiento y el diseño podría fomentar mejores resultados en el tratamiento.

Stephen A. Carter es el fundador de CGL Companies y es Vicepresidente Ejecutivo de Desarrollo Estratégico Global. Él es el presidente del Comité de Planificación y Diseño de ICPA y escribe regularmente una columna sobre tendencias en corrección y reinserción en el periódico Correccional News.

Gustar/ Compartir:
More stories
Web_Interviews_Peter
La(s) clave(s) del éxito de la misión humanitaria en la justicia penal